Inicio
Menú principal
 Quienes somos
 Alojamientos
 Rutómetros
 Eventos
 Fotos
 Contactos
 Experiencias
 Fondos de escritorio
Rutas recomendadas
Senderismo
BTT
Cicloturismo
Castellón
Si quieres estar al día de las novedades
Tu Email
Teruel Castellón

 

Colaboradores
   
   
 
 
 
 
Conoce el supermercado


XI Alfondeguilla - Javalambre 2006
Trangoworld

Cuerpo, mente y espíritu para aguantar 105 kilómetros

Una de las pruebas más duras de senderismo en España, la XI edición de la Alfondeguilla-Javalambre Trangoworld, se llevó a cabo el pasado fin de semana, con el resultado ya habitual de que menos de la mitad de los participantes logró llegar a meta

Gabinete de prensa Trangoworld. www.trangoworld.com. 3 de octubre de 2006.

El paisaje no invita a los alardes deportivos, sino más bien lo contrario: desde la cota de 1.500 metros, amplias extensiones de un terreno parecido a la tundra, pedregoso y casi sin matorrales, sólo alguna sabina rastrera, y muy frío por las noches. No hay señales de senderos, sólo colinas y montes, y alguna carretera solitaria. Unos parajes que, casi todo el año, son el lugar de trabajo de los guardas del Refugio Rabadá y Navarro, perteneciente a la Federación Aragonesa de Montañismo, y donde nació la que posiblemente es la prueba más dura de raid de España, la Alfondeguilla-Javalambre Trangoworld, que celebró el pasado fin de semana su undécima edición.

En esta ocasión, la Alfondeguilla-Javalambre contaba con 105 kilómetros de ruta, siete mil metros de desnivel acumulativo, y temperaturas oscilantes entre los 30 y los 6ºC, todo ello en un máximo de 24 horas, para alcanzar la cima más alta de Teruel. Los treinta y un participantes sufrieron lo indecible en el camino, y llegaron menos de la mitad. La prueba atravesó durante 58 kilómetros la casi totalidad de la Sierra Espadán, regalando a los aventureros su agreste belleza, y a partir de dicha distancia, la dureza de la Sierra de Javalambre tomó el relevo, con su techo máximo de 2.020 metros de altura.

Este año, la novedad ha sido el uso de tecnología GPS para que los diversos participantes se orientaran, sustituyendo a los tradicionales rutómetros. En primer lugar llegó a la meta Pepe Diago, de Trangoworld, seguido de Juan Manuel Martínez, del club Castro de Alfondeguilla, y de Federico Arnau y Eladio Joaquín a continuación. Los últimos en llegar a la cima turolense –que también merecen un reconocimiento, dada la dureza de la prueba- fueron Alejandro y Tomás, también de Trangoworld, y Angel e Iván, independientes.

Para Tomás Serra, miembro de la organización de la prueba (convocada todos los años por Rutómetro.com) y también participante, para poder hacer este recorrido hace falta “cuerpo, mente y alma; cuerpo para resistir, mente para orientarte, y espíritu para no perder el ánimo”. Como nos comentaba este guarda del Refugio, “la cima del Javalambre nunca llega, sólo ves campos de piedras unos detrás de otro, kilómetros y kilómetros, cuesta tras cuesta, y hay que tener algo más que inteligencia y buena forma para soportarlo cuando ya casi has llegado a las 20 horas de marcha”.

Hace once años que todo empezó. Los guardas tenían un amigo pastor, y fueron a verle al refugio, a unos 120 kilómetros por carretera y pistas forestales. Tras las visita había que volver, claro. Y decidieron hacerlo andando, por afición. Claro que Jesús y Tomás no contaban con la temeridad de Paco, un hombretón de más de 40 años, corta estatura y un ánimo envidiable, que les preguntó “por qué tardar dos días cuando podían hacerlo en uno”. Veinticinco horas después, sin dormir, arrastrándose más que andando, llegaron a la cima de Teruel.

Así nació este raid de senderismo, en el que la clave, según los organizadores, está en tener un buen equilibrio físico y psicológico, porque “es fácil abandonar cuando sólo te quedan 10 kilómetros no tanto porque tu cuerpo ya no aguante, sino porque estás harto de no sentirte avanzar, siempre viendo paisajes parecidos como si nunca te acercaras a la meta”. Por eso, Tomás Serra nos comentaba que “aquí lo mismo puede llegar primero un deportista federado que un aficionado rechoncho con kilos de más; en algunas ediciones los deportistas, si por ejemplo hacía mal tiempo, abandonaron para no correr riesgos, mientras que los aficionados, que sólo se apoyaban en su voluntad y en su deseo de disfrutar de su capacidad de superación, lograban llegar entre los primeros”.

El raid Alfondeguilla-Javalambre Trangoworld es, sin duda, el mejor reto en España para quienes quieren conocer sus límites y superarlos, si ello es posible. Más de 100 kilómetros en un único día, con comidas rápidas y horas y horas de marcha extenuante, sin dormir, con frío y calor extremos. Una dura prueba para las prendas y el calzado, pero sobre todo para la voluntad de continuar y terminar a cualquier precio. Una prueba recia donde el espíritu de superación es imprescindible

Enlace al resto de fotografías.

 

Inicio
| Quienes somos | Alojamientos | Rutómetros | Eventos | Fotos | Contactos | Experiencias | Fondos de escritorio |

Web Optimizada para 1024x768 IE
Copyright © 2001 Ociprac, S.L. Todos los derechos reservados.
Oficina: C/ Castillo, 31. Alfondeguilla (Castellón)